Clima Devoto

Seguinos en Facebook

RESEÑA HISTÓRICA: DEVOTO Y SU FUNDADOR

Publicado el 22 mayo 2018 por admin

Este 22 de mayo, al conmemorarse los 130 años de la fundación de la localidad, el Archivo Histórico Fortunato y José Devoto, difundió una breve reseña histórica, en la que se descubre y redescubre el vínculo del fundador, con estas tierras. Compartimos este material, de incalculable valor, para conocer, un poco más, sobre los orígenes y la identidad devotense:

 

RESEÑA HISTÓRICA

LOS ORÍGENES DE DEVOTO

EL VÍNCULO CON EL FUNDADOR

Un trabajo del Archivo Histórico Municipal

 

El 9 de marzo de 1841 nació en Chiavari, provincia de Génova, Italia, Fortunato Devoto.

En 1856, desde el puerto de Génova se embarcó hacia nuestro país donde ya residía su hermano mayor Cayetano. Siendo un joven de 16 años arribó Buenos Aires, portando en su maleta los sueños de un adolescente que se convertiría en un forjador de futuro, un artífice de nuestra historia.

Fortunato tenía espíritu emprendedor, amor al trabajo y una fe inquebrantable en el país.

En 1868, ante el inminente paso del ferrocarril Central Argentino, el Gobierno de la Provincia de Córdoba decidió poner en venta grandes extensiones de tierra no habitadas. Envió entonces al Perito Agrimensor Eleazar Garzón a realizar las mensuras y dividir los terrenos en Suertes para su venta en remate.

Fortunato, siendo comerciante conoció una parte del interior cordobés en el viaje que realizó en 1861, transportando y vendiendo mercadería.

En la ciudad de Buenos Aires, se realizaron dos remates de tierras fiscales pertenecientes al departamento San Justo: el 19 de mayo de 1873, el primero 8 de julio del mismo año, el segundo

Fortunato participó en la segunda subasta, comprando las Suertes Fiscales N° 60, 61, 62, 63 y 64 Serie B. La escritura se firmó en la ciudad de Córdoba el 23 de julio de 1873, ante el escribano Clodomiro Arzac, detallando antecedentes, medidas, linderos y precio, revalidando así la compra e inscripción a nombre de Fortunato Devoto.

Si bien no conocía la zona que había adquirido, mirando mapas suponía que debía tratarse de una extensa llanura, con islas de árboles que conformaban montes autóctonos.

En julio de 1873 Fortunato Devoto acompañado de su amigo Esteban Larco, viajaron para hacer un reconocimiento de las tierras adquiridas, interpretando los planos que traían y las instrucciones dadas por un baqueano, en dos días realizaron un recorrido intensivo hacia los cuatro extremos, registrando los mojones de las mensuras.

Contaba Fortunato que solo había algunos ranchos que se podían contar con los dedos de la mano, cercanos al Monte de los Milagros y después solo la inmensidad de la pampa cordobesa. Tenía una idea clara de como fraccionaría los campos para convertirlos en productivos, aunque no todos lo serían definitivamente.

En 1873 y 1885 se desprendió de las suertes 63 B, hoy Colonia Amalia y 64 B, hoy Colonia Santa Rita, por tener bañados extensos e inundables no aptos e inseguros para la agricultura. La suerte 60 quedaba muy alejada, hoy entre Las Varas y Saturnino María Laspiur. Es por ello que para trazar la futura colonia y su respectivo pueblo eligió las que mejores condiciones podían ofrecer: las N° 61 y 62.

El 22 de marzo de 1888 Rodolfo Bruhl, en representación de Fortunato Devoto, solicitó al Poder Ejecutivo la aprobación de los planos y demás exenciones de impuestos de acuerdo a la ley de colonización del 2 de agosto de 1886, para los pueblos que se erigían en las colonias ya fundadas. Aclarando que casi todas las concesiones de la Colonia Del Trabajo estaban vendidas a colonos que inmediatamente se establecerían, no habiendo una sola concesión arrendada.

La ley de colonias exigía que cada colonia tuviera un pueblo diagramado, dividiendo zona de chacras y manzanas para habitantes, con sus calles. El fundador debía donar lotes para plaza pública, Iglesia, Comisaría, escuelas y Juzgado de Paz; 1 manzana por cada 30 destinadas a la venta; su fundador estaba obligado a vender en los primeros tres años la mitad de los lotes rurales a razón de mil hectáreas por cada cinco familias afincadas en ellas

La Colonia Del Trabajo y su respectivo pueblo ya había sido trazada y forestada por Fortunato Devoto y Esteban Larco, cuando las adquirió, antes de la ley de 1886 y ya se movía como tal, a pesar de no estar inscripta en el Registro Índice de Colonias. Las primeras ventas fueron en 1884 y en 1886 se produjeron la mayor cantidad de ventas.

El 22 de mayo de 1888 se decretó la aprobación de los planos y se ordenó inscribirlos en el Registro Índice de Colonias, otorgando los privilegios de la Ley de Colonias de 1886 y 1887.

Es así como con este marco legal, se decretó la verdadera fundación y la incorporación oficial a la provincia.

Quedaba fundada así la Colonia y Pueblo Del Trabajo, que luego del paso del ferrocarril paso a llamarse “Estación Devoto” honrando a su fundador: Fortunato Devoto.

 

fortunatodevotocedula

Comentarios cerrados.

Reporte Municipal Devoto

Que Devoto tenga su lugar en el universo digital

Que en cualquier lugar donde se encuentre un devotense el pueblo y su realidad se puedan hacer presentes en un click

Que la información no tenga horarios, que se pueda acceder y consultar en tiempo real

Presentar una mirada propia sobre la realidad local

Abrir la puerta a potenciales nuevos negocios en materia comercial y de asesoramiento estratégico comunicacional.


Copyright (c) 2009-2013 DevotoDigital.com.ar. Todos los derechos reservados. Inflación Argentina (Visitar)