Macarena con La Voz de San Justo y la Selección

0

La Voz de San Justo dedicó hoy un espacio protagónico a la devotense Macarena Gastaldo, en sus ediciones digital y en papel. Lo hizo en el marco de la cobertura de la Copa América, directamente desde La Serena.

 

Compartimos la nota:

La fanática más linda de la Copa es nuestra

 

LA SERENA, (Por Luciano Olivero, enviado especial).- Macarena Gastaldo deslumbra a todos en la Copa América por su belleza y simpatía. La devotense fue a alentar a la selección, especialmente a su amigo Nicolás Otamendi y espera festejar el título. Nuestro enviado la encontró en La Serena y salió una nota imperdible.


Belleza de las nuestras. De las tantas gringas lindas que irradia nuestra zona. “Maca” emana simpatía con su forma de ser, es simple, sencilla y espontánea y –obviamente- muy linda.
Todas estas virtudes la llevaron a conquistar el mercado exterior del mundo del modelaje y hoy, tras dos años y medio de haber dejado su Devoto querido, transita uno de sus mejores momentos en lo laboral como modelo, trabajando en canales de televisión peruanos y haciendo campañas para marcas importantes de ropa y lencería.
Dentro de la vorágine de su mundo prefesional, la devotense se tomó uno días para disfrutar de su otra pasión (el fútbol) y a la vez, no solo ver a la Argentina, sino también visitar a su amigo Nicolás Otamendi, el central titular del equipo de Gerardo Martino.
LA VOZ DE SAN JUSTO la encontró y a través de AM 1050 la puso en los oídos de su mamá Karina, quién se emocionó con la nota. “Maca”, una belleza de “celeste y blanco”, nos cuenta su vida como modelo en tierras peruanas.

– ¿Cuánto hace que estás en Perú?

Ya hace dos años y medio que estoy en Perú, la verdad es que estoy muy feliz, ya llevo un buen tiempo viajando por todos lados, haciendo modelaje y cuando arribé por una propuesta a Perú me encantó y ahí me quedé.

-¿Cómo fue llegar a Perú para instalarte definitivamente?

Y… los primeros días son complicados, no es fácil adaptarse, uno tiene formas de pensar diferentes, costumbres, pero solita me fui adaptando, sola me fui acomodando y creciendo, la verdad es que en Perú hice cosas que en Argentina no podía hacer, pero estuve a punto también de entrar en Gran Hermano y casi me vuelvo este año.

– ¿Hubieses cambiado el modelaje por Gran Hermano?

Y…  tal vez me hubiese arrepentido, pero estuve a punto de entrar, no pude hacerlo porque tengo un contrato laboral. Gran Hermano se ofreció a pagarme la multa, pero en uno de los puntos del contrato habla que si no cumplís podés tener pena de cárcel y no quería llegar a eso, si era económico solo el tema bienvenido, pero ya se complicaba mucho.

-¿Qué extrañás de Devoto?

Mi familia, mis amigas, tomar mates en casa, muchas veces extraño y me pongo melancólica, extraño mucho estar en la plaza de Devoto y con toda la gente que quiero, pero en Perú también tengo muchos amigos, una familia de amigos que siempre me acompañan… menos novio, tengo todo.

-¿Cómo surge esto de venir a acompañar a la selección?

Le dije a mis amigas de Perú y aceptaron, quería ir al Mundial de Brasil y no pude, por eso ahora me escapé y vine a visitar a la selección argentina. Pocas veces tuve esta oportunidad de ver a mis ídolos. Me gustaría ver el campeonato completo, pero ya este viernes tengo que volver a mis trabajos en Perú.

– Y para la selección argentina ¿que esperás?

Le dije a mi amigo Nicolás Otamendi que ganen la copa, me dijo que está difícil pero que van a dejar todo, ojalá Argentina gane y todos disfrutemos de sacarnos el mal sabor que nos quedó en Brasil.

macarenaenlavoz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *